miércoles, mayo 03, 2006

2005, un año violento para los periodistas: RSF

2005 fue un año violento : al menos 63 periodistas y 5 colaboradores de los medios de comunicación murieron en el mundo, y fueron amenazados o agredidos más de 1.300 profesionales de la prensa. Unas cifras que no eran tan altas desde 1995, cuando algunos grupos islamistas argelinos intentaban atacar a todos cuantos no les apoyaran. Ahora, en algunos países como Bangladesh, Filipinas, Nigeria o México, la violencia forma parte de la cotidianidad de los periodistas. Con total impunidad. Incluso si, en 2005, algunos “asesinos de periodistas” fueron aprehendidos y condenados a penas de cárcel, ¿cuántos más siguen campando a su anchas ? ¿Cuantos policías, militares, narcotraficantes, miembros de grupos armados y criminales de toda especie siguen en libertad, y saben que seguramente continuarán estándolo? La impunidad continúa siendo la principal plaga para los defensores de los derechos humanos.
Este 3 de mayo, Día Internacional de la Libertad de Prensa, Reporteros Sin Fronteras ha publicado su Informe Anual 2006, un documento en el que se da cuenta del estado que guarda la libertad de prensa en 104 países y que incluye la lista de 37 predadores de la libertad de prensa. El informe está disponible en francés, inglés y español.
En el caso de América, donde durante 2005 murieron trabajando siete periodistas y un colaborador de los medios de comunicación, Cuba sigue siendo la segunda mayor cárcel del mundo para periodistas, después de China.
En el caso de México es vergonzoso el diágnostico:
En 2005, México suplantó a Colombia en el puesto de país más asesino para la prensa, de todo el continente americano. La primera semana de abril fue particularmente trágica, con el asesinato de dos periodistas y la desaparición de un tercero. Desde el 2 de abril no se conoce el paradero de Alfredo Jiménez Mota, del diario El Imparcial en Hermosillo (Estado de Sonora, Noroeste). El 5 de abril, en Nuevo Laredo (Estado de Tamaulipas), Dolores Guadalupe García Escamilla fue alcanzada por ocho disparos, delante de la sede de la emisora Estéreo 91 XHNOE, donde trabajaba. La periodista, que hacía una crónica de hechos diversos, murió once días más tarde. El 8 de abril, Raúl Gibb Guerrero, director del diario regional La Opinión, fue perseguido por dos automóviles y asesinado a pocos metros de su domicilio, en Papantla (Estado de Veracruz, Este). Los tres casos elevan a dieciséis el número de periodistas muertos o desaparecidos, desde 2000.
Fuente: Reporteros Sin Fronteras

Technorati tags: , , , , , ,

No hay comentarios.: