domingo, mayo 15, 2005

Fox compra otra bronca con sus declaraciones consideradas racistas

Como ya es costumbre, que su lengua larga se le enrede con las botas, el presidente Vicente Fox metió las patas al declarar el viernes 13 de mayo en Nayarit que los mexicanos en Estados Unidos "están haciendo trabajos que ni siquiera los negros quieren hacer".
De inmediato las declaraciones del mandatario mexicano fueron calificadas de racistas, entre otros por el PRI y el PRD.
La misma Presidencia de la República tuvo que enemendarle la plana al bocón mandatario al decir que no dijo lo que si dijo.
El caso es que el presidente mexicano luego no piensa lo que dice y se enreda en sus propias palabras.
Es claro que los mexicanos desempeñan en Estados Unidos variados trabajos, muchos de los cuales otras personas no los quieren realizar. Pero de eso a usar de referencia a los negros, pues no hay razón.
Y aunque la intención del presidente Fox era defender a los mexicanos que viven en Estados Unidos, sus palabras terminaron por ofender a otras personas y ponen en entredicho también al país, al cual representa el mandatario.
El asunto ha desatado un aluvión de comentarios y referencias, com puede verse buscando "Vicente Fox" en Technorati, por ejemplo.
El caso es que de nuevo el presidente mexicano está en boca de todos y no precisamente a favor del país, sino en detrimento de la imagen.
De dar pena ajena.

No hay comentarios.: